fbpx

Ya eres artista

Aunque te esté costando vivir de ello, ya eres artista. 

Y no puedes dejar de ser lo que ya eres. Como tampoco se pierde la ilusión de lo único que profesionalmente te la da. La interpretación y/o creatividad. Si estás aquí, es porque seguramente es tu vida. 
Así que, hagas lo que hagas, no te vas a fallar ni lo estás haciendo porque te cueste enfocar tu carrera o proyecto. 
Es normal. Nos pasa a muchas personas (pero que muchas).

Solo falta que alguien nos acompañe y nos ayude a hacer clic en la mente varias veces hasta que aprendamos a gestionar con mimo los miedos y las dudas que nos surgen. 

Porque la mayoría de excusas y de procrastinación es eso: presión y miedo del agobio que sentimos. No es pereza, es todo lo contrario. Nos importa tanto vivir del arte, nos esforzamos tanto y lo deseamos tanto, que abruma. Por mucho que te formes sin parar, que te digas que tienes que tener más constancia, más disciplina, solo hace que baje tu autoestima. Pero una vez conectes de nuevo contigo y con tu seguridad, podrás sentir cómo brotan tus ideas, a la vez que sientes calma y tranquilidad mental.

Necesitas salir del bucle

Porque cuando el pozo de creatividad se seca, o tu carrera se estanca, si no nos queda eso, ¿qué nos queda? Y esa sensación fastidia mucho, al menos a mí, porque hace que no me reconozca, que no me sienta tan yo. Ponte en situación. Tú, que te consideras artista y es lo que te mueve, si tu espectáculo no funciona, tú que te has esforzado tanto, tanto tiempo y dinero en formaciones, tantos trabajos que no te motivan; si no sale bien ¿Qué te queda? ¿Quién eres si eso no se te da bien? ¿Si no funciona…? Es tentador llegar a pensar eso y en algún momento a muchas personas que nos dedicamos al teatro nos ha ocurrido de forma más o menos consciente. Pero no es así, un espectáculo no necesita tanto para estar bien. Hay muchas maneras de montarlo y de que funcione.

Es la mente la que no nos deja seguir adelante.

Por ese motivo,
Para de formarte por un tiempo. Bueno, haz lo que quieras, pero suele ser mi recomendación. Piénsalo… Si has hecho 387 cursos, no es la formación lo que te falta. Al menos ahora. Es gestionarte y mentalizarte para avanzar y si no puedes autogestionarlo, necesitas a alguien que te ayude a aprender. No digo que te vayas a ganar la vida como interprete de la noche a la mañana, o sí, yo eso no lo sé, pero sobre todo que tengas un camino marcado . Que hayas cumplido. Porque puedes sentir más satisfacción con lo que haces. Y si no sabes cómo, te acompaño en el proceso de descubrirlo.